Hidroterapia en pacientes neurológicos y en adultos mayores

La hidroterapia consiste en el uso del agua para alguna terapia.

Las licenciadas María José Di Cola y Lorena Conde realizan los tratamientos en piletas cubiertas y climatizadas.

Se trata de sesiones que comienzan con calentamiento durante aproximadamente 15 minutos, luego alguna actividad específica y finalmente la relajación.

La hidroterapia está indicada para pacientes con artrosis, varices, etc., cuyo tratamiento en el agua permite que puedan tener más estabilidad o equilibrio y moverse mejor.

Como todo tratamiento, la hidroterapia tiene contraindicaciones absolutas y relativas. Las absolutas son en los casos de pacientes con fiebre, hipertensión arterial, hipotensión arterial, etc. Mientras que las contraindicaciones relativas alcanzan a pacientes que necesitan una autorización del médico de cabecera para realizarla.

hidroterapia